Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Página de inicio de la Junta de Castilla y León

Energía y Minería

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Energía y Minería en Castilla y León

Redes Sociales

  • Twitter
Contenido principal. Saltar al inicio.

Autoconsumo

¿Qué es el autoconsumo?

El autoconsumo es la posibilidad de que un consumidor de energía eléctrica consuma la electricidad producida por una instalación de generación eléctrica, reduciendo de esta forma el consumo que realiza de la red y que le factura la compañía eléctrica con la que tiene contratado el suministro, es decir, generando un ahorro en la factura del consumidor.

Por tanto, el consumidor consume electricidad de ambas fuentes a la vez, la red eléctrica de distribución y la instalación de generación, priorizándose la de esta última frente a aquella.

La instalación de generación de energía eléctrica puede ser de tecnología convencional o renovable, suministrar electricidad a uno o varios consumidores a la vez e, incluso, incorporar elementos de acumulación (baterías).

El autoconsumo es técnicamente viable, legal desde hace años en nuestro país y para ciertas tecnologías, como la fiable energía solar fotovoltaica, rentable sin subvenciones.

Además, como la energía se genera muy cerca de donde se consume, se reducen las pérdidas en la red eléctrica de transporte y distribución y si además se genera con energías renovables, se reducen tanto las emisiones de CO2 como las importaciones de petróleo, favoreciendo la balanza de pagos del país.

Las instalaciones de autoconsumo deben ser ejecutadas y legalizadas por empresas instaladoras electricistas categoría especialistas habilitadas y obtener todas las autorizaciones pertinentes.

Modalidades de autoconsumo

Mapa de Radiación Solar de Castilla y León

Los consumidores que instalen sistemas de generación de energía eléctrica pueden acogerse a tres posibles modalidades de autoconsumo:

  • SIN excedentes: la electricidad generada por la instalación va siendo consumida por el consumidor, instalándose un equipo (sistema anti-vertido) para evitar que si la generación supera al consumo, ésta pueda verterse a la red de distribución. En el caso de la tecnología fotovoltaica, un equipo (inversor) limita la capacidad de generación (se ajusta al consumo instantáneo existente) para evitar que se supere el consumo, si bien se ha de indicar que, si no se consume, no se genera.
  • CON excedentes: en este caso, si la generación supera el consumo, la electricidad se vierte a la red de distribución, pudiendo acogerse a dos modalidades:
    • CON excedentes ACOGIDA a compensación: la electricidad que supera al consumo se vierte a la red, valorándose a un determinado precio, importe que se resta (se compensa) al final de mes del importe de la factura de electricidad que correspondería por la electricidad adquirida de la red (a su correspondiente importe), no pudiendo resultar en la liquidación en un valor negativo. A esta modalidad solo pueden acogerse instalaciones de energías renovables, no mayores de 100 kW de potencia y conectadas en red interior.
    • CON excedentes NO ACOGIDA a compensación: en este caso la electricidad vertida a la red es vendida en el mercado eléctrico a través de un representante en el mercado y no existe límite a la cantidad de electricidad que se puede verter.
Ahorro obtenido por la instalación de autoconsumo

Resumiendo, en las tres modalidades de autoconsumo siempre se obtiene un ahorro en la factura de la luz como consecuencia de la menor electricidad adquirida de la red, pues la electricidad generada por la instalación es instantáneamente consumida por el consumidor.

Si además la modalidad es CON excedentes ACOGIDA a compensación, a mayores del ahorro anterior se obtiene otro ahorro resultante de restar al importe de la electricidad finalmente adquirida, el valor de la electricidad vertida (compensación).

Si por el contrario la modalidad es CON excedentes NO ACOGIDA a compensación, a mayores del ahorro por menor consumo de la red se obtiene un ingreso por la electricidad vertida que es vendida en el mercado.

Lógicamente el valor económico del primero de los ahorros indicados depende del precio de adquisición de la electricidad por parte del consumidor, el cual depende de la tarifa contratada y de las condiciones pactadas en el contrato con su compañía comercializadora (tarifa regulada - PVPC o mercado libre), pudiéndose ser un valor fijo para cada hora o variable.

El ahorro correspondiente a la compensación dependerá del importe al que se valore la electricidad vertida a la red, lo cual dependerá de las condiciones pactadas con la compañía comercializadora (mercado libre) o del establecido por Red Eléctrica de España (PVPC), pudiéndose ser fijo o variable para cada hora.

En el caso del ingreso, éste dependerá del valor al que se venda la electricidad en el mercado (pool), que generalmente será variable en cada hora, y al cual deberán descontarse los impuestos y el coste de contratar al representante en el mercado.

Ventajas de la realización de una instalación de consumo

Como se ha indicado, la ejecución de una instalación de autoconsumo genera beneficios económicos como consecuencia del menor consumo de electricidad de la red, red que siempre estará disponible para proporcionar el 100% de las necesidades eléctricas del edificio si la instalación de autoconsumo proporcionase menos electricidad que la esperada (época invernal si fuese de tecnología solar fotovoltaica), se incrementase ocasionalmente el consumo eléctrico o la instalación sufriese una avería. Es decir, la ejecución de la instalación no precisa desconectarse de la red eléctrica, lo cual es una ventaja puesto que “nunca nos quedaremos sin luz”.

Además, si la instalación es de energía renovable, su funcionamiento reduce las emisiones de CO2 a la atmósfera, lo cual mejora la calificación energética del edificio (aumentando su valor) o la imagen medioambiental de la empresa y de los productos y servicios ofrecidos por esta.

Connotaciones jurídicas del autoconsumo

Por último, cabe reseñar que en las modalidades de autoconsumo SIN excedentes no hay ninguna connotación jurídica ni impositiva: el autoconsumidor sigue siendo un consumidor.

Sin embargo, en la modalidad de autoconsumo CON excedentes ACOGIDA a compensación, existe un consumidor y un productor, si bien éste no realiza ninguna actividad económica puesto que existe un contrato por el cual permite que sea el consumidor el que se compense los excedentes que vierte a la red la instalación de generación del productor.

Por último, las modalidades de autoconsumo CON excedentes NO ACOGIDAS a compensación existen un consumidor y un productor que realiza una actividad económica por la venta de sus vertidos a la red, actividad por la cual tendrá que liquidar los correspondientes impuestos.

Empresas instaladoras profesionales

Resumiendo, las instalaciones de autoconsumo son viables, legales, rentables y deben ser realizadas por empresas instaladoras profesionales.

Para maximizar la rentabilidad de las instalaciones, en su diseño y dimensionado deberá tenerse en cuenta tanto la forma en la que se consume la electricidad (cantidad de electricidad consumida a cada hora), el precio que se paga por ella (precio de la electricidad contratada en cada hora), la modalidad de autoconsumo escogida (precio de la electricidad a la que se compensan los vertidos o del pool si se venden); como la cantidad de electricidad que genera en cada hora la instalación, para lo cual deberá tenerse en cuenta la tecnología empleada, el recurso disponible en el emplazamiento que es utilizado por la instalación para la producción de electricidad y el espacio disponible para ubicar los elementos generadores.

Por ello es aconsejable acudir a una empresa instaladora electricista profesional para que le diseñe y presupueste la instalación que mejor se acomode a su consumo eléctrico, para lo cual resulta imprescindible proporcionarle las lecturas del contador (se pueden solicitar a la comercializadora) y las últimas facturas de la luz.

En el siguiente enlace, filtrando por “I-BTE I INSTALADOR EN BAJA TENSIÓN, CATEGORÍA ESPECIALISTA” y la provincia deseada, se obtiene el listado de empresas habilitadas en Castilla y León .

A mayores, las empresas de nuestra región se agrupan en distintas asociaciones, tanto regionales ( CYLSOLAR y PECALE) como nacionales UNEF (Unión Española Fotovoltaica) , las cuales velan por la formación continua y por el cumplimiento de decálogos de profesionalidad de sus empresas asociadas e incluso la adoptación de sellos de calidad de las instalaciones realizadas.

Funcionamiento de una instalación fotovoltaica de autoconsumo

La energía solar fotovoltaica se convierte en una de las tecnologías idóneas para la realización de instalaciones de autoconsumo, tanto por la gratuidad del recurso, bajo coste y fiabilidad de la tecnología, escaso mantenimiento y larga vida útil, y nulas emisiones contaminantes, como por su facilidad de instalación y alta capacidad de integración en la edificación; por lo que es de esperar que sea la de mayor crecimiento en el entorno urbano de nuestro país.

Su funcionamiento consiste en transformar la irradiación solar que incide sobre los módulos fotovoltaicos para generar electricidad en corriente continua, electricidad que es transformada mediante un inversor en corriente alterna de las mismas características que las de la red eléctrica.

Autoconsumo fotovoltaico SIN excedentes

Autoconsumo fotovoltaico CON excedentes

La Mesa de Autoconsumo en Castilla y León

La Mesa de Autoconsumo en Castilla y León es una iniciativa de la Consejería de Economía y Hacienda de la Junta de Castilla y León para impulsar la energía distribuida, renovable y accesible que promueva el ahorro energético y económico de hogares e industrias a través de la detección y eliminación de las barreras que impiden un desarrollo más acelerado y ordenado del sector a través del debate, opinión y análisis; ejerciendo además de palanca tractora en la creación de empleo cualificado, consolidación de la población en el entorno rural y generación de actividad económica tan necesaria frente a la crisis sanitaria actual, así como para facilitar el desarrollo de energías que reduzcan las emisiones de CO2 a la atmosfera.

La Mesa está participada por representantes de la Consejería de Economía y Hacienda a través de la Dirección General de Energía y Minas y el EREN, la Dirección General de Calidad y Sostenibilidad Ambiental de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente; la Dirección General de Industria de la Consejería de Empleo e Industria; y la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP).

Además, el sector profesional está representado por las distribuidoras y comercializadoras de energía eléctrica, entre las que se encuentran el Grupo Iberdrola, Unión Fenosa Distribución Grupo Naturgy, Edistribución Redes Digitales, y Viesgo Distribución Eléctrica; las asociaciones de distribuidoras CIDE y ARPYDECAL (Asociación Regional de Distribuidores de Energía Eléctrica de Castilla y León); la Asociación de Comercializadoras ACIE; las asociaciones de instaladores CYLSOLAR, PECALE (Federación de Profesionales Electricistas y de Telecomunicaciones de Castilla y León), UNEF, APPA Renovables y ACOGEN; y, por último, las agencias de energía de la provincia de Ávila, APEA; de la provincia de Burgos, SODEBUR; y del Ayuntamiento de Valladolid, AEMVA.

Distintivo de la mesa de Autoconsumo Castilla y León

Guías informativas y Formularios para tramitación

Fruto de la labor desarrollada por la Mesa de Autoconsumo en Castilla y León, se ha elaborado la siguiente documentación descargable: